árboles azules hay en tus pensamientos, árboles de melancolía sin frutos que alimenten tu espíritu, me culpabas de ello tanto como tus padres me culpaban de ser un vago sin futuro para su niña, de ser aquel loco que deambulaba por el barrio en busca de un asustado poema escondido en algún árbol, azul como llorabas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: